martes, 8 de diciembre de 2009

Un fragmento de T.S. Eliot




Los hombres vacíos


I

Somos los hombres vacíos
Somos los hombres de trapo
Los unos sobre los otros
con cabezas de serrín.
¡Ay! Nuestras voces resecas,
cuando hablamos en susurros,
no dicen nada, son suaves
como viento en césped seco
o ratas que en el sobrado
corren sobre vidrios rotos

Forma deslavazada, sombra descolorida,
paralizada fuerza, gesto quieto;

Los que ya se han internado,
sin apartar la mirada,
en el otro Reino de la Muerte,
si nos recuerdan, no es
como espíritus violentos
y perdidos, sino sólo
como los hombres vacíos,
los hombres de trapo


(El original, aquí. La traducción y la foto son mías)

1 comentario: